lunes, 10 de mayo de 2010

.:: Escala tricolor ::.

En una tarde mágica, la línea completa de backs de Lomas se anotó un poroto en el ingoal para el aplastante triunfo ante Banco. Fue 55-13 en Longchamps, con ocho tries y una marcada mejoría en el juego que sirve para subir posiciones en la tabla y llegar con el ánimo a tope al clásico con Pucará.



Al cuarto de hora de transcurrido el complemento alguien cantó “escalera”, y no precisamente porque estuviera jugando a la generala. Era Lomas, que jugaba al rugby (¡y cómo!) con Banco. Sí, en ese momento había un monólogo en cancha y los de Benavídez parecían un abatido partenaire.

Pensar que justo Santiago y Pablo Gómez Cora, Tomás Sejas, Juan Pablo Suárez y Juan Patricio Campbell eran los autores de, hasta allí, todos los tries locales era un dato curioso, porque rara vez se anota toda la línea.

Por eso, para que nadie se ponga celoso, Adrián Cherro, Diego Campbell y un empuje de un pack sólido en el complemento se sumaron a la chapa, que con el 55-13 final evidenció las diferencias entre uno y otro.

Claro que antes la cosa fue mucho más pareja, en juego y en resultado. Los bancarios fueron más claros durante el primer tiempo, pero les faltó hilvanar la puntada final. Una vez Tomás Capurro y otra Santiago Iglesias –terminó siendo el autor de las dos conquistas- se perdieron tries hechos por errores de manejo.

A eso hay que sumarle mayor inteligencia para poner la guinda en espacios vacíos y superioridad en las formaciones móviles (fue muy superior en los rucks durante esa etapa). Los de Longchamps no encontraban la llave del partido a pesar de un try de Santiago Gómez Cora, con medialuna made in Los Pumas 7’s incluida.

La diferencia era mínima, uno no podía y el otro no sabía. Hasta el cierre del periodo inicial. Tras un penal de Redruello llegó el quiebre del partido, con un try de Pablo Gómez Cora que se inició con una corrida de Das Neves y tuvo buenas intervenciones del medio scrum lomense y Juampi Campbell. Un golpe al mentón.

Para colmo, los de Di Nisio e Iglesias no se habían acomodado que ya recibían otro try en contra, como para que el factor psicológico fuera determinante. Y atrás, tres conquistas más (Suárez, Campbell y Cherro), que aseguraron bonus y tranquilidad, y dieron paso a los cambios para preservar figuras.

El match no daba para más, ya se sabía el ganador y sólo restaba saber por cuanto. Sin embargo, esos veinte finales tuvieron algo para contar. Lomas se quedó con dos menos por las amarillas a Rinenberg y Quercia, que sumados al try de Iglesias le dieron cierto dramatismo al punto extra que los del Sur casi tenían en el bolsillo.

Desde afuera gritaron “freezer”, como pidiendo bajar la persiana, aunque adentro el Tricolor estaba on fire. Un try penal con un scrum que tenía un jugador menos y otro de Diego Campbell decoraron la fiesta, que terminó con bienvenida a cinco jugadores y, obvio, cánticos pensando en el clásico ante Pucará.

“Que en Burzaco cueste lo que cueste, en Burzaco tenemos que ganar”, se escuchó en el vestuario local. Claro, la estadística frente al Rojo no los favorece, pero si hacen un segundo tiempo como ante Banco, difícilmente se les escape.


Fuente: www.aplenorugby.com.ar
Fotos: Aplenorugby

No hay comentarios: