lunes, 30 de noviembre de 2009

.:: Australia Vencio a Gales ::.


No muchos pensaban en la previa que Australia pudiera ganarle a Gales, sobre todo, por los resultados previos de ambos conjuntos en esta ventana otoñal. Los Dragones llegaban con una ajustada derrota ante los All Blacks, y dos triunfos frente Samoa y Los Pumas, mientras, del otro lado, la cosecha era magra: empate contra Irlanda y traspié con Escocia.

Además, si se tiene en cuenta que el conjunto australiano hacía cuatro cotejos que no finalizaba con festejo (su última victoria había sido en el Tres Naciones ante Sudáfrico, lo que, en definitiva, fue su único triunfo en ese certamen), el panorama era desalentador.

Sin embargo, los dirigidos por Robbie Deans dieron la sorpresa en el Millenium y con autoridad se alzaron con el cotejo por 33-12.
Ya de entrada los visitantes mostraron que el cambio de actitud estaba presente, y Matt Giteau y su pie se encargaron de demostrarlo. El apertura manejó la orquesta como no pudo hacerlo frente a Escocia, y estuvo acompañado por el resto del equipo.

En apenas ocho minutos de juego, Australia tenía un try y un penal convertido. Para colmo, Shane Williams (una de las figuras ante Argentina) debió salir lesionado (también se quedó sin Halfpenny más tarde).
No obstante, Gales intentó una reacción, pero los Wallabies respondieron con un cachetazo duro ante las anotaciones del local. James Horwill apoyó tras la salida de un penal convertido por Halfpenny, mientras que David Pocock hizo lo propio ante otro envío a los postes de Stephen Jones.

Si te responden con un golpe más fuerte ante cada intento de sacar una mano en una pelea que se está en desventaja, lo lógico, es que termines perdiendo por knock-out.

Y eso pasó con el conjunto de Warren Gatland. A pesar de haberse ido 23-12 al descanso, nunca pudo inquietar en el juego ni en el marcador. Australia se supo dominador y lo certificó con otras dos patadas de Giteau (una conversión y un penal), y el último try del ingresado Poloto-Nau.
Fue victoria cómoda para los Wallabies, que sacaron el fuego que tenían dentro justo ante el Dragón, ese calor que no tuvo durante un 2009 bastante opaco.

Gales (12): 15 James Hook, 14 Leigh Halfpenny, 13 Jamie Roberts, 12 Jonathan Davies, 11 Shane Williams, 10 Stephen Jones, 9 Dwayne Peel, 8 Andy Powell, 7 Martyn Williams, 6 Dan Lydiate, 5 Luke Charteris, 4 Alun-Wyn Jones, 3 Paul James, 3 Matthew Rees, 1 Gethin Jenkins (cap).
Entrenador: Warren Gatland.
Suplentes: 16 Huw Bennett, 17 Duncan Jones, 18 Jonathan Thomas, 19 Sam Warburton, 20 Martin Roberts, 21 Andrew Bishop, 22 Tom James,

Australia (33): 15 Adam Ashley-Cooper, 14 Peter Hynes, 13 Digby Ioane, 12 Quade Cooper, 11 Drew Mitchell, 10 Matt Giteau, 9 Will Genia, 8 Wycliff Palu, 7 David Pocock, 6 Rocky Elsom (cap), 5 Dean Mumm, 4 James Horwill, 3 Ben Alexander, 2 Stephen Moore, 1 Benn Robinson.
Entrenador: Robbie Deans.
Suplentes: 16 Tatafu Poloto-Nau, 17 Matt Dunning, 18 Mark Chisholm, 19 George Smith, 20 Luke Burgess, el 21 de James O'Connor, el 21 de Kurtley Beale.

Tantos en el Primer Tiempo: 3 y 32’, Penales de Matt Giteau (A); 8 y 19’, Tries de Digby Ioane y James Horwill (A); 18’, Penal de Leigh Halfpenny (G); 22, 31 y 40’, Penales de Stephen Jones (G); 24’, Gol de Matt Giteau por try de David Pocock (A).

Tantos en el Segundo Tiempo: 18’, Penal de Matt Giteau (A), y 21’, Gol de Matt Giteau por try de Tatafu Poloto-Nau (A).

Cancha: Millennium Stadium, Cardiff.
Árbitro: Wayne Barnes (Inglaterra)
Jueces de Touch: Romain Poite (Francia) y Peter Allan (Escocia).
TMO: Geoff Warren (Inglaterra).

No hay comentarios: